La Giralda


Acuarela - 26 Mayo 2010 - 20 x 25 cm.

6 de Abril, primavera, dicen, y “en Sevilla el olor a azahar lo inunda todo”... Todavía no habían dado las campanadas de las ocho de la mañana cuando abandonaba el lugar en el que había pasado la noche, a esas horas se perciben todos los sonidos y los cortos pasos y agudos de unos tacones de aguja hicieron volverme; a partir de ahora el sonido de los pasos será diferentes, más graves, lentos, cansados, pasos sobre caminos de tierra y polvo, sobre hierbas húmedas, olorosas también, como los de la mujer..., la miré de arriba abajo y de abajo arriba, a donde iba llegaba tarde y sin embargo yo tenía todo el tiempo por delante. De nuevo los olores, todavía no había llegado a la Maestranza y el olor a churros recién hechos me obligaron a detenerme mientras el sonido de los pasos de la mujer era tapado por el bullicio del bar.

1 comentario:

Mª José Barrera Garrido dijo...

Me gusta la visión de la catedral y la descripción del momento, tal vez era yo esa que corria,ja,ja...

Te he enviado una presentación sobre la zona alta de la Catedral de Sevilla a tu correo, espero que te guste.

Un saludo. Mª José