Paisajes de agosto 2. De la Bardena a Soria

Recorrer a pie los caminos de la Ruta del Ebro es duro. El río ha ido depositando durante milenios, gravas y arenas por las que discurren los caminos. Con el paso de la maquinaria agrícola, los caminos han ido perdiendo arena haciéndose incómodo caminar sobre la grava suelta. Los calores estivales y el estado de los caminos hacen durísimo caminar sobre ellos.
Bajo estas líneas, Calahorra y Alcanadre, en La Rioja, junto al Ebro, caminos duros. En estas fechas me he acercado a pintar algunos de los pueblos de esta comarca para un trabajo sobre los Caminos de Santiago por la Rioja.

-



Estamos acostumbrados a ver imágenes de la Bardena Navarra como un desierto erosionado. No toda ella es así, en este caso tiene que ver mucho con cualquiera de los paisajes de la Navarra media, terrenos en barbecho y monte bajo con las parcelas dibujadas de matorral entre los que destacan, aquí, los arbustos de esparto.
Respecto a los paisajes de la depresión del Ebro, el paisaje en Soria es diferente, llano y blando a los pies, y en el que destacan alomadas montañas calizas en las que crecen armoniosas las carrascas.
El paisaje de abajo está pintado desde Ventosilla de San Juan. Hacía calor, pero las brisas muy habituales en la comarca, hicieron agradable la tarde a pesar de ser agosto. Los rastrojos del cereal y un serpenteante arroyo que viste de verde sus orillas, son los protagonistas con "El Tiñoso" al fondo, pequeña montaña que encontramos en dirección a Agréda.


Las cuatro acuarelas están pintadas en papel Superalfa, 30x36,5 cm.

1 comentario:

sedemiuqse dijo...

¡¡Muy buena afirmación!!

"Eres Pintor" "Gran Creador"

Felicidades. Gustome.

¿Esto, se puede contagiar?

Besos.
je